En ciertas ocasiones, antes de instalar ventanas de aluminio en Valencia para su hogar, algunos clientes consideran otras posibilidades. Sin embargo, el PVC ofrece una serie de ventajas evidentes frente a otros materiales que acaban por convencer a casi todo el mundo. Esto explica que cada vez sea una opción más común en detrimento de otro tipo de ventanas.

Es cierto que las ventanas de aluminio presentaban ciertas ventajas con respecto a las ventanas de madera. Esto explica que, en su momento, se convirtieran en una opción muy común en edificios de nueva construcción. Pese a no ser la mejor opción, este  material ha reemplazado en bastantes casos a las tradicionales ventanas de madera.

 El mayor problema que presenta el aluminio es su escasa capacidad aislante ante el frío del exterior. Se ha intentado corregir este problema con el diseño de ventanas de aluminio concebidas para “romper el  puente térmico”, evitando así que el calor escape al exterior. No obstante, los resultados de este diseño resultan en la práctica bastante limitados.   

Hoy por hoy, las  ventanas de aluminio en Valencia, como las instaladas por nosotros, demuestran ser una solución óptima gracias a sus ventajas prácticas y elegantes diseños.

A pesar  de tratarse de una opción a que suele ser algo más cara que las ventanas de aluminio, las ventanas de PVC presentan algunas ventajas determinantes: El PVC funciona como un buen aislante sonoro, reduciéndose así la entrada en nuestra vivienda de ruidos procedentes de la calle. Además, el PVC posee también una gran capacidad aislante frente al frío, muy superior al aluminio.

Si deseas conocer en detalles qué otras ventajas ofrecen las ventanas de PVC o de aluminio, contacta con Nuevo Estilo Carpintería. Ofrecemos a nuestros clientes soluciones personalizadas y resultados de primera calidad. Llama y pídenos presupuesto.